sábado, 20 abril 2019

Responsabilidad Compartida

E-mail

 

Se ha determinado que la edad promedio de quienes se casaron tuvieron un promedio de veintiocho años, en el caso de las mujeres, y de treinta años, en el caso de los varones. Obviamente, esta realidad hace pensar que contraer matrimonio, es una responsabilidad que se ha tomado más en serio en los últimos años y que el estilo de vida de la población joven ha cambiado sistemáticamente.


noviosHoy, quienes contraen nupcias son, por lo general, profesionales o técnicos con varios años de experiencia laboral y una cultura muy superior, en promedio, a la que tenían nuestros abuelos. Por lo tanto, para ellos resulta fundamental conocer las cláusulas y modalidades del contrato matrimonial.

 

Dentro del matrimonio se especifican jurídicamente dos grupos de obligaciones; familiares y económicas. Las primeras responsabilidades, son los derechos y obligaciones entre cónyuges; y entre los padres e hijos, involucrando conceptos de cuidado, respeto, obediencia, alimentación y otros. Asimismo, las segundas obligaciones se refieren a los bienes y su administración, reguladas por los regímenes patrimoniales.


Entre los bienes se distinguen los inmuebles, que no se mueven, como casas y terrenos; y los muebles como las acciones, autos, mobiliario de la casa, etc.


Los bienes se distinguen también por su origen, es decir; si fueron adquiridos antes o después de contraídos el matrimonio, a título oneroso por una contraprestación económica, como un pago de precio o bien adquirido a título gratuito, como una donación o herencia. Esta distinción tiene importancia en el caso de término de la sociedad conyugal, puesto que los bienes adquiridos antes del matrimonio y los adquiridos a título gratuito pertenecen exclusivamente al cónyuge adquirente.

 
Red de Sitios Latinos
 
Latinos